Skip to main content
Volver

Novedades Kamado

¿Cómo curar el Kamado Argentino?

¿Cómo curar el Kamado Argentino?

¿Ya te compraste tu Kamado Argentino?. ¿Lo tenés armado? (si no lo armaste te dejamos un video explicativo) y parado en el living. Estás ansioso por prender el primer fuego e invitar a tus amigos y amigas! Relajate! Como todo producto de calidad al Kamado Argentino tenés que cuidarlo. Cocinar en este equipo es una gran experiencia, pero antes de dar el primer paso es importante curarlo. !A no asustarse! El proceso es bien simple y acá te vamos a contar cómo hacerlo.

Curar el Kamado Argentino te va a permitir eliminar residuos y sellar el material interno del kamado (hecho de barro, cerámica y piedra de lava). De esta forma, también vas a poder quitar cualquier vestigio de olor o sabor que el material pueda trasladar a los alimentos.

Básicamente, el proceso de curación implica encender el primero fuego en el kamado sin alimentos y de forma gradual, es decir, no producir cambios bruscos de temperatura. Para ello nos vamos a ayudar utilizando la ventilaciones (superior e inferior) y el termómetro de control de temperatura.

El primer paso es encender el fuego. Acá podés mirar nuestro tutorial para el control del encendido: Abrí la ventilación superior e inferior del kamado. Colocá el carbón sobre el fondo de cerámica del Kamado. Luego distribuir los arrancadores en diferentes puntos del carbón y encenderlos con cuidado. Cerrá el kamado y mantené las ventilaciones superior e inferior abiertas a tope durante 15/20’ minutos aproximadamente hasta alcanzar el primer pico de temperatura en 100/150 grados

Una vez alcanzado el primer tope de temperatura, cerrá la ventilación superior e inferior dejando un pequeño acceso de aire en ambos para estabilizar la temperatura durante 30/40’ minutos aproximadamente.

Ya estabilizada la temperatura a 150 grados durante el período de tiempo correspondiente, abrí las ventilaciones superior e inferior a tope, para aumentar la temperatura del kamado hasta alcanzar los 250 grados. Una vez alcanzada la temperatura, cerrá nuevamente las ventilaciones dejando un pequeño espacio abierto (1,5 cm) para estabilizar el kamado durante otros 30/40’ minutos.

Por último, para terminar el proceso de curado tenés apagar el kamado. Muy fácil: Cerrá a tope ambas ventilaciones hasta que el fuego se consuma.

Si durante todo este proceso querés revisar el fuego, te recomendamos abrir la campana en 2 tiempos y de forma suave, para no dejar entrar aire que eleve las llamas y produzca variaciones bruscas de temperatura.

Si llegaste hasta acá, tu Kamado está curado y en condiciones de cocinar. Ahora sí, prepará la mesa, llamá a tus familiares y amigos, y comenzá a experimentar los nuevos horizontes y sabores que te brinda el Kamado Argentino!

 

Abrir chat
Bienvenido a Kamado Argentino, esperamos tu consulta.
Estamos buscando distribuidores, contactanos.
Powered by